14/05/2018

Sociales

Diversidad

“Uno no tiene que reprimirse a ser feliz”

Por: Eduardo Carrizo
Un joven trabajador de Las Termas y un coreógrafo oriundo de Santa Rosa de Calamuchita, Córdoba, realizaron una fiesta de compromiso.
Ampliar (1 fotos)

Daniel y Cristián

Este fin semana, Daniel Paz, un joven trabajador del barrio Soberanía Nacional, y Cristián Maldonado, coreógrafo oriundo de Santa Rosa de Calamuchita, Córdoba realizaron una fiesta de compromiso en Las Termas.

Se conocieron recientemente en la ciudad termal, se enamoraron, y comenzaron a vivir juntos. “Por esas cosas de la vida, de Buenos Aires me mudé a Termas, conocí a Daniel, puse mi Estudio de Danza aquí, y me siento un termeño más” contó Cristián.

“Tomamos esta decisión como una manera de blanquear nuestra relación, lo que sentíamos, y porque queremos sentirnos libres” expresó. “Nuestra familia y nuestros amigos lo recibieron súper bien. Estábamos un poco nerviosos porque no sabíamos cómo lo podía tomar la sociedad, pero lo recibieron de la mejor manera. Muchísimas personas nos saludaron y nos desearon lo mejor”.

Su historia de amor comenzó recientemente cuando Daniel fue a inscribir a su sobrino en la Academia de Danza que dirige Cristián. “Vio unas publicidades, fue a inscribirlo, y comenzamos a conocernos” detalló Maldonado.

 “Mi actividad artística me ayudó a poder decir mi orientación sexual. Yo tengo 43 años, y recién le dije a mis padres el año pasado” agregó. “En mis trabajos, o en las entrevistas que hacía, nunca hablé de mi vida privada, pero soy una persona grande, tengo derecho a ser feliz, y me faltaba algo para completarlo, y era Dani”.

“Fue todo muy lindo. La gente lo aceptó ben. Y recibimos muchos saludos. Somos muy felices juntos y estamos muy contentos” aportó Daniel. 

“Todos tenemos derecho a ser felices mientras hagamos las cosas con respeto. Sé que en Buenos Aires esto es más común que en el interior, pero uno no tiene que reprimirse a ser feliz" reflexionó.

Recomienda esta nota: